Corzos

Hoy he visto dos corzos en la carretera. Estaban sobre la línea continua, en la mitad de los dos carriles sin interrumpir el paso. Un atropello, supongo. Uno parecía muerto; el otro, sentado junto al primero, tenía mucha sangre en el lomo. El que estaba vivo miraba los coches, allí, quieto. Me pregunto si estaría sufriendo. No había ningún coche cerca parado, no se veía a nadie preocupado por los corzos, nadie esperando a la policía o a las personas encargadas de recoger animales heridos. Nadie responsable. No me he podido quitar en todo el día la imagen del corzo sentado en la carretera junto a su compañero. No ha sido un buen día. Tampoco un mal día. Simplemente. 

Gustave Courbet

15 comentarios:

  1. ¡Qué pena! se me ha puesto mal cuerpo al leerte.

    ResponderEliminar
  2. Yo no soy muy fan de los animales, a muchos les tengo miedo. Pero tu corzo herido en la carretera me da pena. Pobriño, solo, asustado y nadie se pregunta por él!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Allí en la mitad mirando a los coches y cubierto de sangre, sí que daba pena.

      Eliminar
  3. Cada vez me gustan más los animales y menos el mundo en el que vivimos. No sé muy bien cómo explicarlo. Hay algo noble en ellos y algo perverso en cómo hemos montado la sociedad. Posiblemente simplifique, pero lo siento así. Si miro a los ojos a una animal, el que sea, puedo ver a algo más "humano" que en los ojos de la gente que me envuelve.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Solo los niños tienen ese fondo de ojos puro, lleno de nobleza, ese mirar el mundo sin contaminación alguna. Como te entiendo…

      Besos y recuerdos, Bandini ;)

      Eliminar
    2. Los niños muy niños, Ló, y no todos porque a ciertas edades la nobleza y la pureza desaparece, por desgracia y porque algunos niños pueden llegar a ser muy crueles.
      La verdad es que sí que hay veces que da la sensación de que los animales son más humanos que las personas, Bandini, y de que el mundo es un asco.

      Eliminar
  4. esos destellos que cruzan nuestros días. que invaden nuestros pensamientos. que no cambian excesivamente nuestra rutina.

    y que -al mismo tiempo- son tan importantes para sus protagonistas.

    la vida misma que nos roza continuamente, tan diferente para quien mira, tan diferente para la otra mirada.

    ¿a donde va ese hombre que camina rápido bajo la lluvia mirando el suelo?
    ¿que tiene en la cabeza esa cajera del supermercado?
    ¿que hace justo en este momento en que estoy en mi trabajo esa persona tan importante en mi vida en el suyo?

    dos corzos, una carretera, la mente se dispara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas veces me pasa: estoy en la calle o en una tienda y me doy cuenta de que todas las personas que están a mi alrededor tienen una vida, cada uno con sus historias y a veces me pongo a imaginar. Muchas veces no somos conscientes de que todo lo que tenemos alrededor tiene su historia. La vida misma que nos roza continuamente (esta frase me gusta mucho).

      Eliminar
  5. Buffff, como duele esa imagen, el corzo mirando los coches pasar... :(

    ResponderEliminar
  6. No hay como darse cuenta del comportamiento de algunos humanos para darse cuenta de que el adjetivo humano conviene más a muchos de los animales. Regidos por su instinto, desde luego, por lo que son incapaces de crueldad, ensañamiento y otras lindezas tan... humanas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, Atticus, algunos animales tienen mucho más de humano que algunas personas.

      Eliminar
  7. Hay un poema de Alberti del que recordaba tan sólo "mi corza, buen amigo, mi corza blanca"... Creo que alguien le puso música.

    "Mi corza, buen amigo,
    mi corza blanca.
    Los lobos la mataron
    al pie del agua.
    Los lobos, buen amigo,
    que huyeron por el río.
    Los lobos la mataron
    dentro del agua".

    No son los lobos quienes matan de ese modo.

    ResponderEliminar
  8. Francisco Curto puso música al poema. Lo he buscado en Youtube y lo estoy escuchando ahora. Lo que se aprende aquí :)

    ResponderEliminar